~ El encuentro

De esta antigua foto no se conoce ni su autor ni su título ni su verdadero contexto, aunque parece ser que fue tomada en Francia en la segunda mitad del s. XIX. Su fuerte carga simbólica y el contraste de los dos personajes que la componen hacen de ella una estampa surrealista que evoca mil y una interpretaciones y temas: el paso del tiempo, la muerte, la vida, la juventud, la vejez, unos van, otros vienen, el anciano muestra su rostro, la niña no, la guadaña, la bicicleta -que la joven sostiene de pie-, el extraño triciclo -sobre el cual va montado el hombre de barba blanca-… De ahí que cada cual pueda elegir el título que más le convenga o sugiera tan extraordinaria imagen.

Forma parte de la colección que Robert Flynn Johnson formó a base de rebuscar durante años en mercadillos y sitios de venta de fotos antiguas, y que se encuentra recogida en el libro titulado Anonymous… Libradas del olvido, las imágenes pasaron casi de la basura a ser verdaderos tesoros anónimos y enigmáticos.

Para ver más:

Anuncios

~ Los intocables

Los salarios de los intocables se envuelven en una hoja y son lanzados desde una distancia segura a sus manos.
(De fecha y autor desconocido, la foto parece ser bastante antigua, aunque, por desgracia, refleja un status social en India todavía vigente a pesar de loables esfuerzos, sociales e individuales.)
Vía reddit, donde sobrepasa los 400 comentarios.

~ Reflejos en Central Park

New York city views. Night view of plaza buildings, over park lake, night. Junio de 1933. Foto: Samuel H. Gottscho.

Dos bellas imágenes en blanco y negro del mismo lugar, en los aledaños de Central Park, Nueva York, en distintas estaciones del año que reflejan una extraña sensación de tranquilidad y armonía, firmadas por este gran fotógrafo especializado en fotografía paisajística y arquitectónica.

Para saber más:

~ Coffee break

Siempre me llamó poderosamente la atención esta fotografía: una mujer toma el café encima de un montón de escombros fruto de los bombardeos de la II Guerra Mundial, posiblemente en Londres. El título le viene como anillo al dedo, aunque se trata en este caso de una frase hecha inglesa que unida a la imagen cobra una nueva dimensión, cercana a la literalidad.

Coffee break (de la que no he podido concretar los datos exactos ni el autor de la misma) me recuerda mucho a otra magnífica foto de la misma temática y época, conocida como Milkman (El lechero):

Vía bebelestrange y Joey deVilla’s Personal Blog.

(Si alguien puede aportar más detalles, los comentarios están abiertos. Gracias.)
________

Actualización: Para que se pueda ver mejor el paralelismo de ambas tomas, y así poder compararlas mejor, he puesto la segunda foto que antes sólo se mencionaba.

~ El adiós del soldado y Bobbie, el gato

~ El adiós del soldado y Bobbie, el gato Soldier’s goodbye & Bobbie the cat (entre 1939 y 1945, aprox.)
Foto de Sam Hood

Sugerente imagen para tan descriptivo y atípico título. Basta con mirarla detenidamente para apreciar su belleza y picardía, su original punto de vista y todo lo que de ella se omite y que sin embargo está ahí presente, quizá de manera distinta según el observador que la contemple.
No sabemos el orden en que fueron hechas, pero hay una segunda toma que, aunque bastante más prosaica, completa la anterior.

 

~ El adiós del soldado y Bobbie, el gatoFoto de Sam Hood

Ambas forman parte de las muchas y buenas fotografías que pueden verse en la colección que la Biblioteca del Estado de Nueva Gales del Sur tiene alojada en Flickr. Todas ellas de finales del siglo XIX hasta mediados del s. XX.
Esta misma institución, en 1973, adquirió un total de unas 30.000 imágenes y negativos de Sam Hood. Sirva este enlace para ver una pequeñísima muestra.

~ Grandes árboles talados

~ Grandes árboles taladosFoto vía David C. Foster/flickr, de fecha incierta, alrededor de 1900. (*)

También alojada en Imageevent

En la cultura tradicional y (ojalá) caduca basada en el menosprecio y sometimiento del medio ambiente, cuanto más grande es la criatura capturada, mayor es el orgullo y la autosuficiencia del cazador y mayor la admiración de su pírrico público. Esta regla se aplica no sólo a la exhibición de animales como trofeos, sino también a las plantas, especialmente a los grandes árboles, pero yo me pregunto ¿quién es el vencedor y quién el vencido?

Arcata, Humboldt County, California, c. 1890 – 1910
~ Grandes árboles talados “Big Fir,” Cherry Valley, Wa, c. 1898.
Foto: University of Washington (W. Hester)
Para terminar esta foto de familia hecha por A.W. Ericson Ericson…
~ Grandes árboles talados
~ Grandes árboles talados…y esta otra de esta pareja en donde la dama posa montada sobre un caballo, vía mooseheadlodge.

Reconocimientos:

  • Para la primera foto: no dispongo de más datos, aunque sí puedo añadir que fue vista vía reddit.com donde ya supera los 200 comentarios. (*) -Ver actualización.-
  • Para las otras dos imágenes, el mérito es de este extraordinario sitio, que merece una visita pormenorizada, sin prisas, y un gran aplauso por su gran aportación y defensa de los (grandes) árboles, cargado de fotos, detalles y buenas razones: Cathedral Grove.

__________
(*) Actualización:

  • Gracias al comentario de Hong_Kong_Fui, he podido seguir un poco la pista de la primera y espectacular imagen que ciertamente se encuentra en mvadem.com, (sitio que también recomiendo por sus inmejorables imágenes de grandes árboles,) más concretamente aquí.
  • Si continuamos explorando, con los datos que nos aporta este segundo enlace, por fin llegamos a la foto que David C. Foster tiene en su álbum de flickr titulado Trees, en ella se aportan más detalles y comentarios a partes de la misma de forma interactiva, así como también se añaden enlaces a vídeos sobre la tala de grandes árboles como por ejemplo éste:
Redwood Lumber Industry, Northern California – 1947